Envejecimiento saludable: sumando años a la vida y vida a los años

¿Que cuántos años tengo? – ¡Qué importa eso!
¡Tengo la edad que quiero y siento!
La edad en que puedo gritar sin miedo lo que pienso.
Hacer lo que deseo, sin miedo al fracaso o lo desconocido…
Pues tengo la experiencia de los años vividos
y la fuerza de la convicción de mis deseos.
¡Qué importa cuántos años tengo!

Tendemos a pensar que a medida que nos hacemos mayores, perdemos facultades tanto físicas como mentales. Como sociedad, hemos aceptado que a partir de cierta edad dejaremos de practicar ejercicio, dejaremos de disfrutar de nuestros hobbies, perderemos memoria… en resumen: dejaremos de vivir, y comenzaremos a ver pasar la vida. Sin embargo, en lugar de resignarnos a esta idea, existe la posibilidad de fomentar y mantener la capacidad funcional, adquiriendo hábitos saludables lo antes posible, que nos permitirán tener un mayor bienestar en la vejez. A esto se le conoce como envejecimiento saludable.

Desde 2021 y hasta 2030, se celebra la Década del Envejecimiento Saludable”, en la que gobiernos, sociedades civiles, organismos internacionales, etc., se unen para hacer frente al envejecimiento poblacional, causado por un número creciente de personas mayores sin precedente. Cada vez hay un número más elevado de personas mayores, que se sienten desplazadas de la vida cotidiana debido a su edad y la falta de recursos.

La vida no consiste únicamente en cumplir años, sino también en poder disfrutar de una calidad de vida que nos permita participar en sociedad, vivir una vida digna, y seguir disfrutando de las cosas que nos gustan. Para ello, es esencial que, desde ahora, comencemos a establecer una serie de hábitos saludables en nuestras vidas, que nos permitirán retrasar los problemas de salud relacionados con la vejez. Pero ¿en qué consiste realmente el envejecimiento saludable?

Es muy importante seguir la filosofía de “mens sana in corpore sano”. Para tener una mente sana, es necesario realizar ejercicios de memoria, o ejercicios que estimulen nuestro cerebro como leer, escribir… Pero además de esta obviedad, también es muy relevante mantener relaciones sociales y aprender nuevas aficiones. Socializar y desarrollar nuevos intereses son un ejercicio tanto mental, como emocional, y ayudan a reducir los niveles de estrés, que es uno de los principales causantes del envejecimiento mental. Llevar a cabo actividades que reduzcan el estrés es indispensable para el bienestar de nuestra mente.

En cuanto a la actividad física, aunque si bien es cierto que hay que adaptar la intensidad dependiendo de las circunstancias y de la edad, no debemos dejar de realizarla a pesar de que nos hagamos mayores. Al envejecer, muchas personas mayores dejan de realizar actividad física, pero la OMS recomienda seguir realizando actividad aeróbica a partir de los 65 años. Pueden ser tanto estiramientos, como andar en bicicleta, como dar un paseo… ¡Incluso limpiar el coche! Mantenernos activos nos hará más ágiles y prevendrá futuras caídas.

Por otro lado, los cuidados personales son muy necesarios: tanto mantener una rutina de sueño adecuada -dormir 8 horas al día, en horarios regulares y evitando siestas de más de media hora-, como mantener una dieta equilibrada y variada, evitando azúcares refinados y sal, que, además de ayudar a mantener un peso adecuado, facilitando la movilidad, también fortalece el sistema inmune. Algo que tendemos a ignorar, es la importancia del cuidado de la piel. Ésta se vuelve más fina y frágil con la edad, por lo que hay que mimarla protegiéndola del sol -es importante aplicar crema de sol diariamente, no únicamente los días de verano- e hidratarla después de las duchas. Sin embargo, lo más relevante es siempre acudir a las revisiones médicas necesarias.

Aunque mantener estos hábitos supongan un esfuerzo y nos consuman tiempo, pueden suponer un envejecimiento más saludable, por lo que deberíamos verlo de esta manera: estamos invirtiendo una cantidad del tiempo de nuestras vidas por calidad de vida.

Referencias:

De la Garza Ortega, G. (2016). Poema sobre la vejez de José Saramago. https://www.elsiglodetorreon.com.mx/blogs/2016/un-poema-sobre-la-vejez-de-jose-saramago.html

Cinfasalud. (2023). ¿Qué se considere envejecimiento saludable? https://cinfasalud.cinfa.com/p/envejecimiento-saludable/

Ministerio de Sanidad. (s. f.). Envejecimiento saludable y prevención de fragilidad. https://www.sanidad.gob.es/areas/promocionPrevencion/envejecimientoSaludable/home.htm

OMS. (s. f.). Década del Envejecimiento Saludable. Envejecimiento y ciclo de vida. https://www.who.int/es/initiatives/decade-of-healthy-ageing


Sare Álvaro Campo. Alumna del doble grado en Relaciones Internacionales y Derecho de la Universidad de Deusto. www.linkedin.com/in/sare-álvaro-campo-364503268

*Imagen: Organización Mundial de la Salud (OMS)

No Hay Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *